Si estás acá es porque te elegí...


Este es un espacio personal donde convergen pensamientos y creaciones, un poco de lo que soy, de lo que pienso, de lo que he vivido, de como veo el mundo...

El Blog está registrado y por consiguiente, salvo aclaración previa todo lo publicado me pertence
por lo tanto quedan prohibidas TODAS las reproducciones y difusiónes sin previa consulta y autorización.

Susana E. Buisson (Lakentsb)


miércoles, 23 de noviembre de 2016

CLOSE UP




Hay un hilo que ata tus ojos a mi boca, 
mis ojos a la tuya. 
Tu sonrisa es un imán, es un catalizador para mis latidos.

Un enjambre de palabras no dichas
estalla en el fondo  de nuestras miradas vivas,
 inundando de color esos eternos silencios
que guardamos ceremonialmente
 entre un encuentro y otro.

Tus ojos fingen ausencia
mientras los mios se  pasean por tu piel,
 todavia inédita a mis manos,
comprobando con descaro los detalles que mi retina guarda intactos,
la curva d tus pestañas, la línea de tu nariz,
las pecas en tu oreja, tus manos blancas,
tus dedos precisos,
tus labios rojos, la curva de tu cuello,
tu barbilla sin afeitar.

La comodidad de nuestros cuerpos juntos
es directamente proporcional a  todo el tiempo que invertimos evitándonos.

Mi corazón en calma,
como si tu cercanía, tu forma de hablarme,de escuchar mi furia,
 fueran  el unico remedio exacto.

El mundo, la gente, las cosas…
todo pierde el volumen cuando estás hablándome,
la realidad se vuelve borrosa cuando me estas mirando,
solo existo yo en tus ojos, vos en los mios,
 y esa sensación de estar conectados desde siempre.

Mi respiración se altera al ritmo de la tuya,
tus dedos temblorosos se ocultan tras la precisión cotidiana de tus actos,
que comtemplo embelezada,
que puedo predecir con la presicion de un vidente.

Te salva la obsesividad, de delatarte ante ojos indiscretos.

Te traiciona el tono de tu voz pronunciando mi nombre,

La forma de hacerme saber que queres más  minutos conmigo.  

La familiaridad con que nos volvemos a acercar
delata mis ganas de quedarme con vos,
de perpetuar el momento infinitamente.

Me pregunto si me lees con la misma facilidad que yo a vos,
Si te parece un fracaso la forma en que nuestros cuerpos se rinden al contacto, 
despues de tanto tiempo evitandonos.
Si tenes el mismo miedo que yo de mirarme a los ojos,
de encontrar  que nada ha cambiado, que el fuego sigue ahí…
todo igual de imposible e intacto.


Me escapo. Llena de vos,
Con tu presencia explotándome en todos los poros,
Tu mirada se me queda, indeleble,
 mientras camino por la ciudad dejando atrás tu silueta azul.

La  misma calle que nos reunió hace unos años por primera vez,
como dos extraños que se empezaban a conocer,  
ahora nos separa como extraños que se conocen demasiado.

 22 de Noviembre. De cerca.
Susana Buisson.( Obra registrada)

No hay comentarios: